Adiós a Fernando Birri, uno de los padres del Nuevo Cine Latinoamericano

por © EscribiendoCine-NOTICINE.com
Fernando Birri
El cineasta argentino Fernando Birri, considerado uno de los padres del movimiento del Nuevo Cine Latinoamericano, falleció el miércoles a los 92 años en la ciudad de Roma (Italia). Su obra, fundamentalmente documental, incluye "Los inundados" (1962) y "Mi hijo el Che" (1985), así como la adaptación de un relato de su amigo Gabriel García Márquez "Un señor muy viejo con unas alas enormes". Estuvo en la creación de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano y en la de la Escuela de Cine y TV de San Antonio de los Baños, ambas radicadas en Cuba.

Había nacido Birri en la provincia de Santa Fe, el 13 de marzo de 1925. Luego de haber incursionado en el teatro y en la poesía en su ciudad natal, fue a estudiar a Roma al Centro Sperimentale di Cinematografía, de 1950 a 1953, donde coincidió con otros cineastas como Tomás Gutiérrez Alea y de ahí surgió el germen de lo que luego fue el movimiento renovador del cine latinoamericano.

Entre sus obras se destacan "El Fausto Criollo" (2011), "El siglo del viento" (1999), "Che, ¿muerte de una utopía?" (1997), "Un señor muy viejo con unas alas enormes" (1988), "Mi hijo el Che" (1985), "La primera fundación de Buenos Aires" (1966); y "Los inundados" (1962), premiada exaequo en Venecia. Su película más reconocida es "Tire dié" (1960): retrata a chicos pobres de Santa Fe, que corrían al lado del tren, pidiendo monedas.

Fernando Birri, además de su magna producción artística fundó en 1956 el Instituto de Cinematografía de la Universidad Nacional del Litoral y también de la influyente Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de Los Baños, en Cuba, la cual dirigió y potenció el nuevo cine latinoamericano.

También participó en "Donde comienza el camino" (2005), "Paisajes devorados" (2012), "Fernando Birri, el utópico andante" (2012), "BirriLata, una vuelta en tren" (2015) y la reciente "Ata tu arado a una estrella" (2017), entre otras.

En 2010 recibió el premio de honor del Festival Internacional de Cine de Innsbruck (Austria), en reconocimiento de su trayectoria e influencia sobre el festival. Se realizó en su honor una retrospectiva bajo el título "Soñar con los ojos abiertos" con sus films más destacados.​ El 7 de junio de 2010 recibió el Cóndor de Plata a la trayectoria, de la Asociación de Cronistas Cinematográficos de la Argentina, en reconocimiento a su obra.​

La ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner lo había homenajeado en Roma, en 2015, por "su inclaudicable aporte al cine nacional y latinoamericano".

Así recordaba en la Revista Pesquisa, la fundación de la decisiva Escuela de Cine de San Antonio de los Baños, donde se han formado tantos cineastas iberoamericanos: "Nace en 1986, como una consecuencia lógica del movimiento de cine latinoamericano, como proyecto de la Fundación de Nuevo Cine Latinoamericano, formada por todos nosotros, y muchos brasileños inclusive, como Cosme Alves Neto, determinante en ese proceso, Geraldo Sarno, Silvio Tendler, ahora también Wolney Oliveira, tantos compañeros… Es un proyecto absolutamente autónomo, original, porque reconoce todas las experiencias, pero no se propone imitar ningún modelo. Cuando me encargaron de elaborarlo, entre las personas que llamé para colaborar estaban Sérgio Muniz y Orlando Senna, después mi sucesor en la escuela. Pero cuando llegué a Cuba, vi que ya estaba García Márquez, quién ya había confabulado con Espinosa, entonces presidente del Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC) y con Fidel Castro. La idea era encargarme de la dirección, era realmente la fundación de la escuela de cine. Imaginaba el gran trabajo que íbamos a tener, lo que iría a significar no hacer una cosa dejà vu, repetitiva. Pero el trabajo sería colectivo. Convocamos a compañeros de todos los países de América Latina. Sérgio Muniz vino como director docente, Tarik Souki como director de producción, Orlando Senna, como profesor del staff de dirección. Y, para comenzar, el verdadero nombre sería Escuela de los Tres Mundos: América Latina y Caribe, Asia y África, para contraponer a la idea de Tercer Mundo, una denominación que siempre aborrecí, porque me parecía indigna… pero eso quedó como un sobrenombre. Bueno, la escuela nace con parámetros muy específicos y muy innovadores. Hoy, cuenta con un gran y justo prestigio internacional, se mantienen ligadas práctica y teoría, los alumnos filman como locos, no hay día ni hora en que no estén dando vueltas con cámaras y grabadores".

Sigue nuestras últimas noticias por TWITTER.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0

Comentarios