Bouquet con Solanas

Egoyan gana a Van Sant la primera de las batallas de maestros en Cannes

13-V-05

Con una selección bien nutrida de cineastas consagrados y de fama internacional, este viernes asistimos al primer enfrentamiento directo entre dos de ellos, tras unas jornadas previas con cineastas de menor trascendencia. El armenio-canadiense Atom Egoyan ("Where the truth lies") venció en cuanto a aplausos al norteamericano Gus Van Sant ("Last Days"). Ambas cintas tienen en común el peso de la fama y una muerte, aunque su tono sea bien diferente. Mientras, en el apartado informativo Un Certain Regard, el argentino Juan Solanas contó con el respaldo ideal de su actriz local Carole Bouquet, para presentar "Nordeste", coproducción entre Francia, España, Argentina y Bélgica.

Egoyan es un viejo conocido en Cannes, donde concursó en tres ocasiones anteriores, aunque sin conseguir más que un premio de consolación (con "El dulce porvenir", en 1997). Ahora tiene cerca a un compatriota, quizás el "otro" director de Canadá con amplia difusión fuera, David Cronenberg, quien también concursa este año. "Where the truth lies" (Donde la verdad miente) es un "thriller", basado en un "best-seller" de Rupert Holmes, que enfrenta la mitomanía estelar con la realidad y las miserias humanas de Hollywood.

Quince años después de que una joven apareciera muerta en el baño de una suite, tras una fiesta privada que compartió con dos famosos actores, una periodista intentar averiguar la verdad de esta historia que se cerró sin escándalo, aunque la carrera de ambos decayera.

La prensa norteamericana, animada por el protagonismo de Kevin Bacon al lado del británico Colin Firth, se ha fijado sobre todo en las escenas de orgías y drogas. El retrato que hace Egoyan de estos dos amigos y colegas de estrellato (una pareja artística en la linea de Dean Martin y Jerry Lewis) es sin duda descarnado. El cineasta ha asegurado que se trata de dos personajes que abusan de drogas, alcohol y sexo, porque pueden conseguirlo todo sin ningún tipo de cortapisa, dada su posición.

Respecto de la posibilidad de que el film sufra una clasificación comercialmente dañina en Estados Unidos, Egoyan afirmaba: "Cuando hago cine nunca pienso en los censores. Probablemente encontraremos una salida a una posible censura. Hemos hecho lo que queríamos y creíamos preciso y esencial para la historia. Pero, realmente estoy sorprendido de que se enfoque siempre el sexo más que violencia en este tipo de películas. Parece que la gente está obsesionada con el sexo".

Frente a un Egoyan que es capaz de resultar personal sin sacrificar la historia a su protagonismo como director, Gus Van Sant repite su tradicional omnipresencia. "Last days" es una divagación en torno a las últimas horas del cantante de un grupo de rock, facilmente identificable con la figura de Kurt Cobain. La muerte, la desorientación juvenil y el aislamiento vuelven a aparecer en este ultimo trabajo del autor de la sobrevalorada "Elephant", que también estaba más o menos basada en la crónica de sucesos (La matanza de Columbine esa vez).

Van Sant quiere causar impresiones, crear ambientes, y sobre todo intentar resultan tan moderno como "autor". Le preocupa menos la coherencia, el guión y esas "imposiciones" propias de un cine tachado de comercial. "Lo que me inspiró para "Last days" fue menos el hecho en sí del suicidio de Cobain que la fascinación consecuencia del misterio sobre lo que ocurrió en sus momentos finales, en esos cinco últimos días de los que se ignora todo", ha explicado el realizador.

Michael Pitt (visto en "The Dreamers" de Bertolucci y participante en "Buscando a Forrester", también de Van Sant) interpreta con un más que notable parecido físico al pseudo-líder de Nirvana, junto a Asia Argento remedando a Courtney Love.

Juan Solanas, el hijo de "Pino" Solanas, debuta en el largometraje con "Nordeste", un drama cargado de desesperanza que retrata la Argentina de hoy a través de la historia de una extranjera, una mujer francesa en la cuarenta (Carole Bouquet) que ha sacrificado lo mejor de su vida en favor de sus ambiciones profesionales. Dispuesta a enmenadrse, acude a Argentina en busca de un niño adoptado. Allí, en ese paisaje salvajemente hermoso va a conocer cómo vive su gente, el sufrimiento de una sociedad en crisis, económica y moral.

"Quería hablar de la Argentina, un país a la vez tan rico y tan pobre, donde a la gente se la maltrata tanto. El tema de la adopción se asoció porque los países donde se puede comprar un niño son aquellos donde reina la mayor miseria, pero no es el motivo de la película, sino un punto de partida", ha explicado Solanas, quien contó con coproductores franceses (de ahí su presencia en Cannes) y españoles, y opta a los premios de esta sección paralela, entre ellos la Cámara de Oro a la mejor opera prima.
© E.E. (Cannes)-NOTICINE.com / Fotos: Reuters-AP
Fusako, Masahiro y Bashing

Las guerras de Irak, en un Cannes que aplaude a Woody Allen

12-V-05

Aunque Irak y sus conflictos bélicos de los últimos años eran protagonistas este jueves en la segunda jornada competitiva del 58 Festival de Cannes, con "Kilomètre zéro", producción francesa dirigida por el Kurdo Hiner Saleem, y "Bashing", del japonés Masahiro Kobayashi, Woody Allen y Scarlett Johansson despertaron mayor interés con la aguda "Match point", última cinta del neoyorquino, estrenada fuera de concurso.

Este último trabajo del autor de "Manhattan" y "Bananas" no es una comedia pura, aunque el público ría ocasionalmente. En cualquier caso, el humor de "Match point", que toma su título del origen tenístico del personaje protagonista (Jonathan Rhys Meyers), es negro y cínico. Lo que plantea Allen es la historia con final feliz de un "trepa" capaz de todo por ascender socialmente, incluído un crimen que por azar acaba siendo impune.

"Creo que el cinismo es una de las formas de explicarse la realidad, aunque para mí no es una película cínica, sino una perspectiva correcta sobre ese tema particular que es el castigo en nuestra sociedad", ha dicho Allen.

Aseguraba el realizador y guionista que no es caprichosa su elección de Londres como marco para esta historia, sino consecuencia de la dificultad que conlleva para él filmar en su país, donde los espectadores y los financieros han dejado de apreciar ese cine personal y con frecuencia crítico.

"Los estudios y los inversores quieren tener una implicación cada vez mayor en los proyectos. Pretenden aumentar su control, revisar el "casting", leer mis guiones y de vez en cuando aparecer por el plató. Es una situación que no me gusta nada y no acepto. Lo que me apetece es que me manden el dinero en una bolsa y algunos meses más tarde yo se la devuelva con mi película dentro... Eso es todo", decía en una concurrida rueda de prensa.

Con menos ironía, añadía que una historia como la de "Match point" puede desarrollarse en cualquier lugar, y si en Gran Bretaña se lo ponen más fácil... Ahí se queda. De hecho, comentaba que el siguiente también será londinense.

Sobre aspectos más generales de su carrera, el cineasta considera que si a los 69 años continua haciendo al menos un film al año es porque el trabajo de escribir, rodar y montar se ha convertido para él en una terapia, igual que en las instituciones mentales proponen talleres de pintura. "El cine se ha convertido en mi distracción, si no lo hiciera no tendría nada más en qué entretenerme. Continuamente estoy confrontado a todo tipo de depresiones y neurosis, y esto es una terapia que me ha permitido mantenerme a distancia del mundo real durante años", agregaba.

Frente a esta cinta programada como muchas más con el sello exculpatorio de "fuera de concurso" este año, la competencia no podía competir, valga la redundancia. Las dos cintas del día, "Kilomètre zéro", de Hiner Saleem, y "Bashing" (Acoso), de Masahiro Kobayashi, pasaban con más pena que gloria.

La primera se desarrolla en febrero 1988, durante la guerra entre Irán e Irak. El kurdo Ako, padre y marido a pesar de su juventud, quiere huir de su país, pero su esposa Selma se niega mientras su padre siga vivo. Obligado a enrolarse en el ejército de Saddam Hussein, Ako es enviado al frente y busca la forma de conseguir la "buena herida" que le permita ser devuelto a casa y salvar su vida. Sin embargo, lo que obtiene es una curiosa misión: traladar el cadáver de un "héroe de la patria" fallecido en combate a la casa de su familia. Le acompaña en este periplo de sur a norte de Irak un chofer definitivamente anti-kurdo. La anécdota sirve a Saleem para plantear las reivindicacione nacionales de este pueblo sin patria cuya cultura se extiende por Irak, Turquía o Irán.

Respecto de la más dura "Bashing", se trata de la historia de Yuko (Urabe Fusako), secuestrada en el Irak de la ocupación norteamericana, quien ha regresado a Japón tras haber sido liberada. A los seis meses de la vuelta a casa, su situación dista de ser idílica. Piensa que toda la sociedad nipona está contra ella después del protagonismo mediático internacional del que fue objeto y víctima. La insultan por la calle, recibe amenazas telefónicas e incluso intentos de agresión. Despedida de su trabajo, su aislamiento crece tanto como su desesperanza. Después de la muerte de su padre, quien representaba su único apoyo, considera si no debiera regresar al país donde la expresión que ve en los rostros ajenos no es fría ni dura, el lugar donde sí se siente necesaria.
© E.E. (Cannes)-NOTICINE.com
Ambiente de Cannes (AFP)

Reygadas se prueba ante los pesos pesados del cine en Cannes

11-V-05

Este miércoles da inicio la mayor cita cinematográfica del mundo, el Festival Internacional de Cine de Cannes, ese lugar donde convergen con total naturalidad el séptimo arte, el glamour y los negocios, que en esta nueva edición contará con tan solo un representante iberoamericano en su distinguida sección oficial, habitualmente esquiva a nuestro ámbito cultural.

"Batalla en el cielo", el film del mexicano Carlos Reygadas sobre la decadencia moral de la sociedad de México, será el único largometraje de habla hispana en una competencia repleta de cineastas consagrados como David Cronenberg, Jim Jarmusch, Wim Wenders, Gus Van Sant, Michael Haneke, Hou Hsiao-Hsien o Lars von Trier; que sin embargo da oportunidad a novatos como el actor Tommy Lee Jones, quien presentará "The Three Burials of Melquiades Estrada", cinta escrita por el célebre guionista mexicano Guillermo Arriaga.

Y es que, sin duda, México es el país iberoamericano con mayor presencia este año. A su representación en la sección oficial, se añade en el apartado Una cierta mirada, "Sangre", de Amat Escalante, y la estadounidense "The King", protagonizada por Gael García Bernal; la retrospectiva del recordado director "El Indio" Fernández que le dedica Cannes Classics; y la inclusión de Salma Hayek como parte del jurado oficial que presidirá Emir Kusturica y estará integrado por Javier Bardem, Toni Morrison, John Woo, la actriz hindú Nandita Das, Agnes Varda, Benoit Jacquot y Fatih Akin.

La delegación latina se completa en Una cierta mirada con el más reciente film de Benito Zambrano, "Habana Blues"; la opera prima del argentino Juan Solanas, "Nordeste", que cuenta con la francesa Carole Bouquet; y las brasileñas "Cinema, aspirinas e urubus", de Marcelo Gomes; y "Cidade Baixa", de Sergio Machado; mientras que en la Semana de la Crítica se verán "Orlando Vargas", de Juan Pittaluga; y "Los héroes y el tiempo", de Arturo Ripstein; y en la Quincena de Realizadores, la argentina "Géminis", de Albertina Carri.

Dentro de los platos fuertes de Cannes se destaca la avant-premiere mundial del esperado capítulo final de "Star Wars", "Episodio III: La venganza de los Sith", que será acompañado por el reparto completo de la película y su creador George Lucas, quien recibirá una distinción especial.

Por todo esto y mucho más, hasta el día 22 el universo del cine girará en torno a los acontecimientos que se sucedan en esta coqueda ciudad a orillas de la riviera francesa.

SECCIÓN OFICIAL COMPETITIVA

- "Lemming", de Dominik Moll (Francia)-Apertura.
- "A History of Violence", de David Cronenberg (Canadá/EEUU).
- "Bashing", de Masahiro Kobayashi (Japón).
- "Batalla en el cielo", de Carlos Reygadas (México).
- "Broken Flowers", de Jim Jarmusch (EEUU).
- "Caché", de Michael Haneke (Francia).
- "Don't come Knockin", de Wim Wenders (Alemania/Francia).
- "Election", de Johnny To (Hong Kong).
- "Free Zone", de Amos Gitai (Israel).
- "Kilometre zero", de Hiner Saleen (Irak/Francia).
- "L'enfant", de Jean-Pierre y Luc Dardenne (Bélgica(Francia)
- "Last Days", de Gus Van Sant (EEUU).
- "Manderlay", de Lars von Trier (Dinamarca/Suecia).
- "Peindre ou faire l'amour", de Arnaud y Jean-Marie Larrieu (Francia).
- "Quando sei nato non puoi piu nasconderti", de Marco Tullio Giordana (Italia).
- "Shanghai Dreams", de Wang Xiaoshuai (China).
- "Sin City", de Frank Miller y Robert Rodríguez (EEUU).
- "The Best of Our Times", de Hou Hsiao-Hsien (Taiwán).
- "The Three Burials of Melquiades Estrada", de Tommy Lee Jones (EEUU).
- "Where the Truth Lies", de Atom Egoyan (Canadá).

Fuera de competencia

- "Chromophobia", de Martha Fiennes (Gran Bretaña)-Clausura.
- "C'est pas tout a fait la vie dont j'avais revé", de Michel Piccoli (Francia).
- "Cindy", de Bertrand Bonello (Francia).
- "Crossing the Bridge", de Fatih Akin (Alemania).
- "Dal Kom han in-saeng", de Kim Jee-won (Corea).
- "Joyeux Noel", de Christian Carion (Francia).
- "Kiss, Kiss, Bang, Bang", de Shane Black (EEUU).
- "Les artistes du théatre brule", de Rithy Panh (Camboya/Francia).
- "Match Point", de Woody Allen (EEUU).
- "Midnight Movies: From the Margin to the Mainstream", de Stuart Samuels (Canadá).
- "Nekam achat mishtey eynay", de Avi Mograbi (Israel/Francia).
- "Operetta tanukigoten", de Seijun Suzuki (Japón).
- "Star Wars-Episodio III: La venganza de los Sith", de George Lucas (EEUU).
- "The Power of Nightmares", de Adam Curtis (Gran Bretaña).
© E.E. (Cannes)-NOTICINE.com
Salma, con Kusturica (Reuters)

Una inquietante historia de parejas abre la competencia en Cannes

11-V-05

Con "Lemming", del alemán afincado en Francia Dominik Moll, definida por su autor como un "film oscuro pero no pesimista" se ha abierto este miércoles la competencia del 58 Festival Internacional de Cine de Cannes. Así, Francia, arte y sobre parte, país anfitrión que utiliza sin pudor su festival para promocionarse, se reserva en un año repleto de maestros con pasaporte foráneo (aunque a veces con dinero galo detrás) un primer puesto en la parrilla de salida. En la primera jornada del festival, y a pesar de un más que brillante elenco en el jurado oficial, han sido sus miembros latinos -Salma Hayek y Javier Bardem- quienes han concentrado flashes y preguntas.

Como ya ocurría en la cinta que le lanzó internacionalmente, precisamente aquí en Cannes, hace 5 años, "Harry, un amigo que os quiere" (protagonizada por el catalán Sergi López), Dominik Moll introduce en un ambiente aparentemente estable y cotidiano, la semilla del mal y la locura.

Una casi idílica pareja (Laurent Lucas y Charlotte Gainsbourg) recibe en su casa para una cena al jefe del primero (André Dussollier) y a su esposa (Charlotte Rampling). Esta última rompe el amigable ambiente haciendo una escena a su marido. Es el comienzo de una serie de acontecimientos encadenados que darán la vuelta, aunque no de forma irreversible, a la existencia de los jóvenes esposos.

"Es una película -ha dicho Moll- evidentemente oscura, pero creo también tiene mucho humor en segundo plano. La atmósfera tiende a la oscuridad, pero no se trata de un film pesimista. Yo me considero una persona optimista, y lo que me gusta en el cine sobre todo es crear mundo extraños".

La carismática Charlotte Rampling ha definido por su parte a su personaje, Alice, desencadenante principal de la acción, como "Una mujer perseguida por sí misma. Con Alice no hay ya conveniencias sociales, ni diálogo posible. Vive con la alienación, se va con ella... Dominik es una persona muy aguda, que busca una imagen muy depurada".

"Lemming", título que hace referencia a un animal de tangencial presencia en la historia, una especie de hamster de origen nórdico cuyas migraciones pueden acabar en suicidio colectivo, ha sido definida por algunos críticos locales como una mezcla entre el cine de Hitchcock, por su suspense, y el de David Lynch, por su construcción de inquietantes ambientes.

Parte del protagonismo del día se lo han arrebatado a los miembros del equipo del primer film en competencia los intergrantes del jurado, uno de los más brillantes de este certamen en años, que preside Emir Kusturica y que incluye al cineasta oriental John Woo y a sus colegas europeos Agnès Varda y Fatih Akin. Allí están la mexicana Salma Hayek (varias veces visitante previa al certamen) y el español Javier Bardem. Ambos se han mostrado felices de esta responsabilidad en el primer festival del mundo, en un año -otro- donde la presencia latina es más bien marginal. Al menos, el compatriota de la veracruzana Carlos Reygadas opta a la Palma de Oro, junto a otros 20 largos, entre ellos "Lemming".
© E.E. (Cannes)-NOTICINE.com
Una de dos

El cine argentino toma la capital francesa

10-V-05

Este miércoles se iniciará la séptima edición de La Sudestada, un festival cinematográfico que durante quince días, del 11 al 27 de mayo, permitirá al público parisino conocer la más reciente producción del cine argentino independiente y de jóvenes realizadores.

Contando como sedes con el cine Le Latina, la Maison de l’Amérique latine y la Casa Argentina de la Ciudad Universitaria de París, La Sudestada presentará como plato fuerte una retrospectiva del cineasta Gustavo Postiglione, conocido por su economía de recursos para narrar con gran precisión historias de seres sencillos en situaciones cotidianas, siempre ambientadas en la ciudad de Rosario. Esta muestra estará integrada por "El asadito", "El cumple", "Ensayo sobre Macbeth", "Tremendo amanecer", "Miami remix" e "Ipanema".

Dentro del panorama de cine independiente de ficción se exhibirán "Otra vuelta", de Santiago Palavecino; "Una de dos", de Alejo Taube; "B (corta)", de David Bisbano; "Buenos Aires 100 km", de Pablo José Meza; e "Ipanema". El apartado de documentales presentará "Grissinópoli, el país de los grissines", de Darío Doria; "Dirigido por...", de Rodolfo Durán; "Recuperada", de Julie Lastmann; "Nietos, identidad y memoria", de Benjamín Avila; "La huelga de los locos", de Mariana Arruti; y "Entre líneas", de Gustavo Laskier.

A esto se agrega una sección de cortometrajes, que incluye la proyección de la primera "Historias Breves" -donde se cuentan varios trabajos de directores hoy consagrados-; la presentación de libros, debates y una exposición de fotografías.
© Redacción (Argentina)-NOTICINE.com