Pablo Trapero

Mike Leigh provoca debate sobre el aborto

6-IX-04

Como sucediera días atrás con "Mar adentro", que llamaba a reflexionar sobre la eutanasia, la sección oficial del 61 Festival Internacional de Cine de Venecia presentó otra cinta que abrió debate, esta vez sobre el aborto, tema central del film de Mike Leigh, "Vera Drake"; por otra parte, el argentino Pablo Trapero representó la presencia latina del día con "Familia rodante".

"El tema del aborto ha sido siempre un tema mayor", dijo Leigh durante la conferencia de prensa que siguió a la proyección de "Vera Drake", film sobre una madre que practica abortos ilegales en la Inglaterra de los años 50, teniendo pleno conocimiento de la controversia que acarreará al exponer este dilema. "Creemos que es tiempo de enfrentarlo directamente en una forma que, espero, proponga un dilema moral para la audiencia".

Imelda Staunton ofrece una extraordinaria actuación como Vera Drake, una mujer convencida de que ayuda a las jóvenes al realizarle los abortos, y ya suena como favorita para la Copa Volpi de mejor actriz. Además de plantear el tema del aborto, como es habitual en el cine de Leigh, se hace una certera radiografía de la clase trabajadora británica, en los años de la posguerra.

El argentino Trapero, realizador de "Mundo grúa" y "El bonaerense", también coincide en retratar a la clase media, pero de una familia argentina, que inicia una verdadera odisea viajando por el interior del país para llegar a un casamiento; dando como resultado una road movie donde se examina a la familia desde la ternura pero también con lago de acidez.

"Tengo una relación importante con la familia. En Argentina la familia está asociada a algo conservador, ideológico, feo. Para mí, la familia tiene mucho significado en cambio", dijo Trapero, quien juntó a cuatro generaciones -incluida su abuela en la vida real- en esa casa rodante, donde nacerán varios problemas y algunos amores, exponiendo así el pequeño mundo que representa cada familia.
© Enviado especial-NOTICINE.com
Tim Robbins

Venecia, entre el feminismo y la guerra

5-IX-04

La jornada dominical del 61 Festival Internacional de Cine de Venecia estuvo dominada por el cine estadounidense, que en competencia oficial presentó "Vanity Fair", con Reese Witherspoon, y fuera de concurso "Embedded/Live", una sátira anti-Bush y anti-guerra dirigida por Tim Robbins, y "She Hates Me", de Spike Lee; mientras que el argentino Alejandro Agresti presentó "Un mundo menos peor".

"Vanity Fair", primera cinta estadounidense de la competencia, ofrece una nueva lectura sobre el clásico que escribió William Thackeray en el siglo XIX, transformando a su heroína en una feminista adelantada a su época. En esta cinta dirigida por la hindú Mira Nair, Witherspoon toma el papel de una huérfana con claras ambiciones, que consigue convertirse en una celebridad de la sociedad británica.

"He amado a Thackeray desde que era una niña en India y mi primera reacción fue que Becky Sharp era como nosotras, a ella no le gustaban las cartas que la sociedad le barajó", explica Nair sobre el personaje al que da vida Witherspoon, quien debió cambiar su acento americano por el británico para el rol. Con todos los condimentos que le agrega Nair, "Vanity Fair" resulta una ampulosa visión crítica sobre la sociedad, su moral y el lugar que se le otorga a la mujer.

Otra cinta presentada en competencia oficial fue "Hauro No Ugoku Shiro" (El castillo mágico"), nuevo trabajo del japonés Hayao Miyazaki ("La Princesa Mononoke", "El viaje de Chihiro"), que conlleva un claro mensaje contra la guerra y la violencia, invitando a descubrir la belleza que tiene nuestro mundo. Para Marco Muller, director del festival, este film representa la mejor declaración contra la guerra de todo el certamen.

El tema de la guerra también fue tratado fuera de concurso con "Embedded/Live", donde Robbins apunta sus dardos contra la política del actual presidente de Estados Unidos, a través de la versión cinematográfica de su obra de teatro, que reflexiona sobre la guerra de Irak y denuncia la complicidad de los medios estadounidenses durante la misma.

La película es precisamente una filmación de la pieza teatral, con el agregado de imágenes de la guerra. En su investigación para dar forma al argumento de la obra, Robbins se nutrió de la información que otorgaban los medios británicos, ya que "reportaban historias completamente diferentes de las que veíamos en Estados Unidos", especificó el actor y director. "Embedded" se inició en julio de 2003 en un pequeño teatro de Los Angeles, luego se vio en Nueva York y ahora está a punto de estrenarse en Londres y varias ciudades de Estado Unidos.

Spike Lee también se encargó de criticar a la política de Estados Unidos desde "She Hates Me", historia centrada en un afroamericano que vive de vender su esperma, teniendo como trasfondo temas como la bancarrota de la empresa eléctrica Enron y el Watergate, que terminó con la presidencia de Richard Nixon.

Por su parte, Agresti se presentó con "Un mundo menos peor", la historia de una joven (Julieta Cardinali) que viaja a un pueblo de la costa para encontrar al padre que nunca conoció. Pero más que la cinta fueron las declaraciones emitidas por el director argentino las que se destacaron, ya que Agresti aseguró que faltan artistas en el cine actual, "como lo prueba la palma de oro de Cannes a un documental como "Fahrenheit 9/11", de Michael Moore, que es todo menos una obra de artista".


© Enviado especial-NOTICINE.com
Depp y Winslet

"Mar adentro", fuerte candidato al León de Oro

4-IX-04

El nuevo largometraje de Alejandro Amenábar, "Mar adentro", recibió una estupenda acogida en sus exhibiciones del sábado en el 61 Festival Internacional de Cine de Venecia, por lo cual se ha transformado en el primer candidato firme para llevarse algunos de los premios que entregarán el jurado presidido por John Boorman.

"Emocionado" se confesó el protagonista de "Mar adentro", Javier Bardem, ante los calurosos aplausos recibidos tras la exhibición de la película que lo muestra en la piel de Ramón Sampedro, un tetrapléjico que vivió durante más de veinte años postrado en una cama, intentando conseguir que los tribunales le otorgaran la posibilidad de morir dignamente.

"Ramón Sampedro estaría feliz si se abre el debate sobre la eutanasia, pero yo con la película no quiero hacer reivindicaciones sino hablar de la libertad personal, de la vida y la muerte", explicó Amenábar sobre su film basado en un caso real, que ya se ha convertido en un fuerte contendiente para el premio a la mejor película, como así también lo es la conmovedora actuación de Bardem, quien ya obtuvo la Copa Volpi de mejor actor por otro personaje real, Reinaldo Arenas, en "Antes que anochezca".

Pero no sólo "Mar adentro" fue el centro de atención del día, ya que como viene sucediendo desde el inicio de la Mostra, las estrellas siguen llegando y robándose los flashes. Uno de los más solicitados fue Al Pacino, quien presentó una nueva versión de la apropiada "El mercader de Venecia" de William Shakespeare, que dirigió Michael Radford.

"Creo que la gente que ve la película se dará cuenta que el film habla de muchas cosas, no sólo sobre la controversia entre judíos y cristianos", declaró Radford y agregó: "Usando la época del 1500, hablamos de algo muy moderno, de dos culturas que no es entienden una a la otra en términos de costumbres y creencias".

Otro film destacado de la jornado fue "Finding Neverland", que cuenta con la dirección de Marc Forster ("Monster's Ball") y la atractiva pareja compuesta por Johnny Depp y Kate Winslet. Esta cinta narra las vicisitudes que llevaron al autor escocés J.M. Barrie a escribir uno de los grandes clásicos de la literatura mundial: "Peter Pan".

Imprevistamente, la crisis argentina también se transformó en uno de los temas del día con dos largometrajes: "The take" (La toma), de Avi Lewis y Naomi Klein -famosa autora del libro "No Logo"-, y "Una de dos", del argentino Alejo Taube. En "The Take", Lewis y Klein, documentan la toma de una fábrica por parte de sus ex-trabajadores, que se niegan a aceptar su cierre y vuelven a ponerla en funcionamiento pese a la adversidad.

"Argentina es la realidad símbolo de los desastres que produce la globalización", afirmó la canadiense Klein, quien pasó ocho meses en la Argentina con Lewis, rodando unas 250 horas de material. "A finales de 2001 fuimos a Buenos Aires y me marcaron las reuniones, asambleas y propuestas que surgían. Era una nueva manera de ejercer la democracia desde abajo, en forma espontánea, creativa" -dijo Klein, quien comentó que en la Argentina existen unas 200 fábricas en autogestión.

Por su parte, Taube centra la acción de "Una de dos" en el nefasto diciembre de 2001, cuando se desmoronó el país, enseñando las vidas de varios habitantes de un pequeño pueblo. "Tenía la ambición de contar, a través de los habitantes de un pueblito, el efecto de la crisis argentina de 2001, del corralito, de cuando la gente tuvo que salir a las plazas para decir no más", explicó Taube sobre su film, que se presenta en la Semana Internacional de la Crítica.
© Enviado especial-NOTICINE.com
El crimen de Cuenca

El cine argentino y europeo se darán cita en Pinamar

3-IX-04

Se realizaron los primeros anuncios sobre la nueva muestra cinematográfica denominada Pantalla Pinamar 2004-2005, un encuentro que promete exhibir lo más destacado del panorama de cine argentino y europeo. La misma tendrá lugar del 11 al 18 de diciembre en el coqueto balneario bonaerense, siendo organizada por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales de la Argentina (INCAA) y la Intendencia Municipal de Pinamar.

Tal como se adelantara en el pre-lanzamiento realizado a mediados de febrero en Pinamar y en la presentación brindada en marzo durante el transcurso del Festival de Mar del Plata, la edición inicial de esta nueva manifestación tendrá dos líneas principales de programación, respectivamente consagradas al producto fílmico nacional y al europeo. A ellas se sumarán algunos apartados especiales contemplados en el diseño preparado por el Director de Programación, Carlos Morelli.

El cine argentino será protagonista de tres secciones. En la primera se verán, reunidas por única vez, todas las películas que en el plazo que va del 1º de noviembre de 2003 al 31 de octubre de 2004 hayan concursado en la competencia oficial o hayan obtenido algún premio en cualquier sección de los festivales cinematográficos internacionales clasificados como de "Clase A" por la FIAPF. Todos estos títulos participarán en una votación electrónica en la que el público en general y la prensa adjudicarán a cada obra un puntaje entre 1 y 10. Las películas que sumen los tres promedios mayores recibirán en la sesión de clausura los Premios Balance de Oro, de Plata y de Bronce, consistentes en reproducciones de una típica piña pinamarense.

Una segunda sección estará dedicada a presentar, en calidad de preestreno, algunas de las más esperadas producciones nacionales que se comercializarán durante el 2005. Mientras que el tercer apartado propondrá distintos homenajes sugeridos por el calendario para esta edición 2004-2005. Así se recordará el cincuentenario del primer film nacional fotografiado en color: "Lo que le pasó a Reynoso", dirigido en 1955 por Leopoldo Torres Ríos; y también el medio siglo del debut de Fernando Ayala, "Ayer fue primavera", del mismo año.

Se ha programado además un tributo a Eva Landeck, que en 1975 fuera la primera realizadora argentina en conquistar un trofeo internacional, el premio especial del jurado en la Muestra Internacional del Film de Autor de San Remo, por "Gente en Buenos Aires". Y se evocarán los cuarenta años de "Crónica de un niño solo", la emblemática opera prima de Leonardo Favio, de 1965.

El cine europeo también contará con distintas secciones. Por un lado, habrá una de preestrenos cuya comercialización en Argentina ya está asegurada; y otra donde se verán algunas obras de valor aún sin adquirir o ya destinadas sólo a una explotación cultural, al haber sido comprados sus derechos por las respectivas cancillerías. Asimismo se exhibirán las cintas que hayan ganado los premios mayores de la última edición del Festival de Cine Español de Málaga, para luego, en abril de 2005, Málaga le retribuya proyectando las películas que este año ganen los Premios Balance.También está confirmada una función de tributo a los veinticinco años de "El crimen de Cuenca", de Pilar Miró.

La grilla incluye además una 'Noche americana', con el preestreno de un film norteamericano sobre el que haya especiales expectativas para esa fecha, y una 'Película sorpresa', cuyo origen y cuyo título se develarán apenas un minuto antes de su proyección. Las proyecciones de Pantalla Pinamar 2004-2005 tendrán como sede el complejo de la Avenida Bunge que aloja a las salas Bahía y Pinamar, que serán reacondicionadas para este evento. El valor único de la entrada será de dos pesos.
© Redacción (Argentina)-NOTICINE.com
Rois et Reine

Cruise se roba el show en Venecia

3-IX-04

Sin duda las visitas ilustres que llegan desde Hollywood continúan marcando el ritmo del 61 Festival Internacional de Venecia, que en su tercer día centró su atención en la visita de Tom Cruise, mientras se presentaron una cinta francesa y una rusa en la competencia oficial, y el colombiano Sergio Cabrera presentó su nuevo trabajo.

Enfundado en un elegante traje negro y su famosa sonrisa, Cruise presentó en la Mostra su más reciente largometraje, "Colateral", que actualmente está promocionando por gran parte del mundo. "Colateral" es un thriller dirigido por Michael Mann, en el cual Cruise deja de lado su habitual imagen de chico bueno americano para dar vida a un asesino a sueldo. La cinta, en la que también actúa Jamie Foxx, tuvo una buena acogida en su exhibición.

La francesa "Rois et Reine" (Reyes y Reina), de Arnaud Desplechin, fue uno de los largometrajes proyectados como parte de la competencia oficial. Protagonizada por Emanuelle Devos y Catherine Deneuve, Desplechin sigue el devenir de dos personas que estuvieron casadas, pero se separaron y tomaron diferentes caminos, aunque los une una misma soledad. Un drama profundo que fue recibido con aplausos.

No fue así el caso de "Udalionnyj Dostup" (Acceso remoto), de la rusa Svetlana Proskurina, que se llevó los abucheos de la jornada. La veterana realizadora, que confesó no hacer films comerciales, presentó un duro drama sobre dos jóvenes inadaptados socialmente, que encuentran algo parecido a la felicidad en la relación que entablan telefónicamente, con el temor de conocerse y quebrar esa mágica intimidad. La directora subrayó que su film nación de una frase que dice: "Día tras día esperamos secretamente una sola cosa: un amor feliz. Pero todo es en vano".

Por su parte, Cabrera presentó "Perder es cuestión de tiempo" en la sección 'Medianoche', basada en la novela homónima de Santiago Gamboa, que muestra varios matices de Bogotá, desde la violencia hasta la belleza de su gente. La historia gira en torno al hallazgo de un cadáver a orillas de un lago; un hecho que atrae a un periodista y un oficinista, que terminarán descubriendo una gran red de corrupción.
© Enviado especial-NOTICINE.com